Menu & Search
Se acerca el final de Mujeres Transformadoras

Se acerca el final de Mujeres Transformadoras

Mujeres Transformadoras, el programa de capacitaciones gratuitas que Disco Argentina lleva adelante con el apoyo de Voces Vitales, está llegando a su momento más esperado: el pitch final; instancia en donde las participantes, deberán demostrar en 3 minutos todo lo aprendido durante estos cinco meses de trabajo.


El pasado 9 de octubre, en Cencosud Martinez,las Mujeres Transformadoras de Buenos Aires se reunieron para asistir a la última capacitación. Cecilia Nuñez fue quien las recibió nuevamente, luego del taller de Marca Personal del mes pasado. En esta ocasión, las participantes trabajaron cuestiones teóricas y prácticas para el armado de su Pitch: ejercitaron en equipos y se enfrentaron al enorme desafío de hablar de sus propios proyectos.

Luego del break, recibieron una charla de Cinthia Fehling, ganadora de la edición 2018, y las finalistas Karina Díaz Gaudín y Josefina Arano. También dio el presente Ludmila Baez, finalista del 2016, y todas las ex participantes compartieron sus experiencias de pitcheo y alentaron a todas las emprendedoras.

En noviembre, todas deberán enfrentarse al jurado, quienes premiarán a los emprendimientos finalistas y al ganador. Las tres finalistas recibirán un mentoreo gratuito por parte de Voces Vitales y gift cards de Censosud, y la ganadora será acreedora de $100.000 para invertir en su emprendimiento. Asimismo, todas recibirán un diploma por haber completado la capacitación.

Algunos testimonios:

”Sinergia y reinvención, son dos de las palabras que me llevo de la experiencia de Mujeres Transformadoras“, cuenta Romina Martinese, diseñadora de indumentaria y dueña de LAOYA. El suyo es un emprendimiento textil, Romina diseña las estampas de las telas que luego utiliza en la confección de diferentes tipos de organizadores.

Jennifer Herrera Browne es profesora de danzas y tiene su propio estudio: Grand Jeté, allí enseñan danzas académicas y acrobacias, entrenan a bailarines profesionales y dictan clases de baile. “En la última capacitación entendí adónde va mi negocio, empecé a ordenar las ideas y a expresarme. Queda un largo camino, pero Mujeres Transformadoras fue un gran comienzo”, concluye agradecida.

“Me encanta la energía emprendedora. Es genial conocer gente motivada y comprometida con un proyecto”, afirma María Nöel Tarucceli creadora de B-home: emprendimiento textil dedicado a confeccionar y comercializar manteles, cortinas de baño y almohadones, realizados con estampas propias sobre telas que no necesitan planchado ni se decoloran con los lavados.

Asistente Online es el nombre del emprendimiento de María Belén Ortega, que brinda servicios de secretaria ejecutiva bajo modalidad virtual a pymes, empresas y emprendedores. Sobre el último encuentro, María Belén comparte “La práctica del pitch me sirvió como punto de partida para potenciar mi oratoria, con un mensaje claro que sirva para un futuro cliente o un inversor”.

Luciana Baez, es la creadora de Luma Baez, marca que busca generar conciencia sobre el cuidado del planeta, desarrollando indumentaria a partir de textiles naturales nativos provenientes de descartes de la industria. “Transitar el programa e interiorizar nuevos conocimientos me ayudó a cambiar la perspectiva sobre mi emprendimiento”, concluye sobre Mujeres Transformadoras.

Inclusión y transformación social son los principales objetivos de Mamá me da la teta, emprendimiento de Vanesa Fabiano dedicado a desarrollar prendas textiles para bebés, en cuyo proceso de confección intervienen familias en situación de vulnerabilidad y personas con discapacidad.  Sobre los ejercicios de pitcheo, Vanesa reflexiona: “Tener que resumir mi emprendimiento en 3 minutos me obligó a ser concreta, a hacer foco en lo importante y lograr claridad en la comunicación”.

Marianela Pavicich es diseñadora industrial y lleva adelante Robbina, Diseño inclusivo. Mariela ha desarrollado una “mesa de trabajo inclusiva”, especialmente diseñada para el uso cotidiano de personas con discapacidades motoras. Sobre su paso por Mujeres Transformadoras, comparte “generé una red de contactos profesionales y buenas personas, además de nuevos conocimientos”.

Camila Quilez y su marido, fabrican ponchos de toalla de microfibra para deportes de agua y salida de baño bajo la firma Poncheto BA. Ella cuenta que dejó su trabajo en relación de dependencia y se anotó en Mujeres Transformadoras en busca de ayuda para afrontar la vida emprendedora. Sobre la última capacitación, opina: “nos dieron todas las herramientas para enfrentar el pitch. Ahora está en nosotras hacer uso de todo lo aprendido y enfrentar la final de la mejor manera”

Desde MMT Productos, Romina San Martín elabora láminas de diseño comestibles para tortas. Impresiones que van de dibujos a fotos, realizadas con hojas de arroz y colorantes comestibles, las láminas son una opción práctica, fácil y rápida para  decorar preparaciones de pastelería.Mujeres Transformadoras me abrió la cabeza: descubrí mi camino y mi meta, adquirí muchos conocimientos y el intercambio con otras emprendedoras fue muy enriquecedor”.

Transformar descartes industriales y domésticos (upcycling) en prendas de alta costura y accesorios es la tarea de BIÓTICO, el emprendimiento que fundó la diseñadora de indumentaria Jesica Pullo. “En el último encuentro tuve que salir de mi zona de confort: exponer mi proyecto a otra persona, ver sus expresiones, escuchar su devolución y reflexionar sobre mi emprendimiento”, cuenta.

“Me resulta muy difícil hablar sobre mí y creí que nunca me iba a animar a dar mi pitch. Pero a partir de la última capacitación me siento mucho más segura para prepararlo”, cuenta Elizabeth Mallet. Su emprendimiento se llama By Eli y se dedica a realizar ilustraciones y dibujos personalizados en formato digital o aplicadas en objetos.

“Mi objetivo es crear una escuela de la felicidad”, afirma Sabrina Aboy, psicóloga y alma mater de Psicología Flow. Su espacio ofrece servicios para aumentar el bienestar de las personas. Hoy su foco es la atención individual, pero su próxima meta es abrir talleres grupales. La ultima capacitación fue “muy desafiante, nos exigió ordenar nuestras ideas y ser muy eficientes en la forma de comunicarlas. Me gustó poder compartirlo con mis compañeras y recibir sus devoluciones”.

Se acercan las últimas semanas para llegar al pitch final. Las Mujeres Transformadoras ajustan y terminan de dar forma a su presentación en noviembre, cuando el jurado seleccionará al emprendimiento ganador.