Menu & Search
Carnes rojas, cómo sumarlas al menú infantil

Carnes rojas, cómo sumarlas al menú infantil

Desde los seis meses pueden incorporarse a la alimentación, teniendo en cuenta cortes y modos de cocción. Te lo contamos en esta nota.


Desde pequeños, lo ideal es acostumbrar a los niños a una alimentación variada y equilibrada que contenga todos los grupos de alimentos. Hay algunos que son bienvenidos desde que inician a comer y otros que deben ser incorporados de a poco y con ciertas precauciones. Es lo que sucede con la carne. “Argentina lidera el ranking mundial con más casos de Síndrome Urémico Hemolítico, una enfermedad que puede dejar secuelas de por vida y provocar la muerte. Una de las manera de contraer la bacteria Escherichia coli es a través de la carne picada, un corte común y económico que se suele ofrecer en bebés”, dice la cocinera María Eugenia Stam.

Para proteger la salud de los más chicos, hay una máxima que debemos cumplir sin excepciones: “evitar ofrecer carne picada hasta los 6 años”. ¿Cómo reemplazarla? Cocinando un pedazo de carne entero “para luego cortarlo en tiras, pedacitos o procesarlo”, explica Stam y agrega que luego “podemos mezclar esa carne cocida y procesada con puré (en el caso de bebés que comen papilla) o directamente ofrecer la carne al igual que los adultos”.

Las opciones de preparación son variadas: nuggets, bolitas, empanadas, milanesas, por ejemplo. Pero, sin olvidar, la máxima indispensable: “siempre cocinar la carne antes de cortarla o procesarla”.

Así, los puntos clave para tener en cuenta son:

  • Desde los seis meses se pueden incorporar carnes rojas, preferentemente magras como el cuadril, nalga, peceto o lomo.
  • Las porciones deben ser más pequeñas que las de los adultos.
  • Evitar cocciones a muy altas temperaturas como a la brasa, llama, fritura o ahumados.

La recomendación, no solo para niños, sino también para adultos, es que el consumo sea entre 3 y 4 veces por semana y, como dice María Eugenia, “si bien la carne roja es una fuente alta en proteína y algunos minerales y vitaminas, lo ideal es combinarla con otros alimentos para lograr una dieta equilibrada y saludable”.

Seguí a María Eugenia Stam en:
Instagram:
@chefparabebes